1° de Mayo ¡Fuera FMI, la deuda es con el pueblo trabajador!

La economía argentina entró en una nueva etapa de la crisis. Con sus diferencias, oficialismo, oposición y FMI insisten en descargar el peso de la crisis sobre los sectores populares. Hagamos del 1° de Mayo una gran manifestación contra el ajuste!

La deuda contraída por Macri en 2018 y el Acuerdo de pago firmado por Alberto en 2022 con aval del Congreso son dos caras de una misma moneda: una verdadera estafa cuyo pago será afrontado mediante un enorme ajuste económico, todo a costa del esfuerzo del pueblo trabajador y los recursos naturales de nuestro país. Se trata de un endeudamiento ilegítimo y viciado de nulidad, que atenta contra la soberanía nacional, que golpea los derechos y las necesidades populares, sólo favorable a una minoría local y extranjera.

En 2022, Alberto afirmó que con la firma del Acuerdo nuestro país iba a despegar. El crecimiento de la actividad económica (+5,6% en 2022) y la creación de empleo (6% de desocupación) alcanzaron los niveles de 2015, recuperándose de la caída del macrismo y de la pandemia. Sin embargo, la inflación no frena (21% en 3 meses), la pobreza crece (39% en 2022) y ya alcanzó a lxs trabajadorxs formales, se recortan los programas sociales, se precariza el empleo y las jubilaciones se acercan a la línea de indigencia, cae el poder adquisitivo del salario (-5% promedio en 2022 y -30% en el sector informal) y retrocede la participación de los salarios en el producto mientras crecen las ganancias de las empresas, todo bajo la mirada de un gobierno supuestamente redistribuidor de la riqueza. Entonces nos preguntamos, ¿crecimiento para quiénes?

Tras el fracaso de su plan económico y el incumplimiento de sus promesas electorales, el gobierno busca una salida apretando las ataduras con el FMI, en lugar de suspender los pagos e investigar la deuda. Por su parte, la oposición propone una devaluación brusca que pulverice los salarios, acompañada de un discurso violento y represivo… Nosotrxs decimos, ¡no hay solución de la mano de quienes crearon el problema! 

Por el contrario, la solución está en la unidad de todas las luchas populares en defensa del pueblo trabajador, comenzando por la anulación de los acuerdos y el no pago de la deuda con el FMI. Las centrales sindicales en particular, junto a los sindicatos, agrupaciones sindicales y el movimiento popular en su conjunto, deben poner por delante las necesidades y los derechos de lxs trabajadorxs y luchar para poner fin a esta sangría como solo el pueblo movilizado puede lograr. 

A 40 años del fin de la dictadura cívico-militar-eclesiástica, la historia muestra que no hay democracia ni derechos posibles bajo el mando de la deuda y el FMI. 

¡Las estafas no se pagan! 

¡No al pago de la deuda!

¡Fuera el FMI de Argentina! 

AUTOCONVOCATORIA POR LA SUSPENSIÓN DEL PAGO E INVESTIGACIÓN DE LA DEUDA

– Argentina, 1 de mayo de 2023

 

Fuente: Dialogo 2000

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Send this to a friend