La Deuda es con el Agua : Marcha plurinacional en defensa del Agua para los Pueblos

Día Mundial del Agua, 22 de marzo. La Autoconvocatoria por la Suspensión del Pago e Investigación de la Deuda llama a movilizar en todas partes en defensa del Agua para los Pueblos, el Agua para la Vida, teniendo presente las múltiples maneras en que la Deuda, los acuerdos con el FMI, generan situaciones de vulnerabilidad y de violación a un derecho humano y de toda la naturaleza, tan fundamental como lo es el Agua. 

Frustrada por la pandemia y las medidas de aislamiento anunciadas el 20 de marzo del año pasado, la gran Marcha plurinacional por el  Agua para los Pueblos, que se venía preparando desde Asambleas y colectivos locales en todo el país, para llegar hasta la Plaza de los Dos Congresos y de ahí a la Casa Rosada, se convirtió este año en una enorme marcha en todo el país.  Talleres, sentadas, festivales, actos y movilizaciones desde Usuhuaia a La Quiaca… pasando por decenas de localidades donde la lucha en defensa del Agua para la Vida, toma contenidos y características propios. En la Ciudad de Buenos Aires, nos movilizaremos junto a la @CoordinadoraBFS Basta de Falsas Soluciones y muchas otras asambleas, organizaciones y colectivos independientes: se concentra a las 16 hs frente al Congreso, con una sentada azul a las 17 hs y a las 18hs, arrancará la Marcha plurinacional por Callao hasta Corrientes, el Obelisco y Plaza de Mayo. 

¡La Deuda es con el Agua y los Pueblos, No con el FMI! 

El Agua es eje de muchas luchas con las cuales la Autoconvocatoria se relaciona.  En semanas recientes, se ha apoyado al pueblo de Chubut en su lucha incesante contra la megaminería, contra el fuego arrasador de quienes quieren quedar con los territorios para sus intereses mezquinos. Se ha pronunciado por la Soberanía, la derogación del decreto 949/20 y la estatización de la Hidrovía, y en solidaridad con las mujeres que en nuestro país y el mundo, son las más afectadas por la violación de este derecho tan básico. En todas esas luchas, la Deuda se hace presente, mercantilizando, privatizando, ajustando, condicionando, recortando presupuestos y salarios, impulsando el extractivismo y la negación de parte de los Estados, de sus responsabilidades.

Durante el Juicio Popular a la Deuda y el FMI, se escucharon fuertes y variadas denuncias relacionando el Agua con la Deuda, motivo por lo cual el Fallo condenó al endeudamiento y los acuerdos con el FMI por ser crímenes de lesa humanidad económica y de lesa naturaleza. Se denunció desde el rol de la deuda en imponer un modelo que más que productivo es destructivo, con la reprimarización de la economía, su extranjerización y perfil exportador, el avance tóxico de la agroindustria, la megaminería, las represas, el desmonte entre otros azotes al Agua que necesitan los pueblos y la naturaleza misma, para su Vida.  Aquí empezamos a compartir algunas de esas denuncias.

Sergio Nahuelquir, del Lof Fem Mapu y la Red ÑimiÑ que lucha contra la construcción de dos megarepresas en Santa Cruz, sobre la centralidad del Agua y su libertad para la cosmovisión de los pueblos originarios, el pueblo Mapuche-Tehuelche, y la amenaza que genera una Deuda que los pueblos no contrajeron, que sigue aumentando en contra de su voluntad, y cuyo pago les es impuesto.
Diego Martínez, de Amigos de la Tierra, reflexiona sobre el rol de las Instituciones financieras internacionales en la mercantilización y privatización del Agua en toda nuestra América
Gladys Rubinich, secretaria de ambiente de AMSAFE-Rosario e integrante de la Multisectorial por una Ley de Humedales, cuenta del impacto de la soja y los incendios, un modelo tóxico subsidiado por deuda ilegítima cuya investigación es una necesidad para dejar de pagar lo que ni el pueblo ni la naturaleza deben.
Saúl Argentino Zeballos, en representación de la Asamblea Jachal No Se Toca, trae al presente los préstamos del Banco Mundial que fueron fundamentales para cambiar la legislación minera argentina y avanzar la prospección geológica, abriendo caminos de saqueo y entrega y abaratando costos para las grandes empresas extranjeras. Después siguen los préstamos para la remediación de los desastres irreparables, para mayor infraestructura para las exportaciones, para nuevos modelos energéticos para sostener el ciclo extractivista.
Pablo Domínguez, desde la Asamblea El Algarrobo en Andalgalá, Catamarca, rescata la vitalidad mágica del Agua, del Río Andalgalá, frente a la pretensión minera que solo ve el Agua como fuente de ganancias exorbitantes – y en su mayoría no declaradas – 
Próximamente, estaremos compartiendo más de estas breves miradas para seguir sumando fuerzas, articulando luchas, a favor del Agua para la Vida y los Pueblos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Send this to a friend